dejanos tu comentario
Facebook de Castelar DigitalTwitter de Castelar DigitalCanal de Youtube de Castelar Digital
premio CADUCEO 2014
Acceso Usuarios Registrados

Página de inicio de Castelar Digital, tu barrio en Internet
Noticias de otro color
Emprendedores de zona oeste
Notas deprtivas de zona oeste
Anecdotas de nuestra ciudad, Castelar
Rincón literario, espacio de expresión de nuestros vecinos
Fotos de Castelar, el barrio, su historia, eventos.
La ciudad de Castelar

Agenda de actividades culturales
Artista invitado
Artistas de Castelar
Talleres y actividades zonales en Castelar, Morón e Ituzaingó

Guía de comercios de Castelar
Información útil
Mercado Castelar - Comprá y vendé en Castelar
La Noche - Boliches, bares, pubs, restaurants, hoteles alojamiento
Comercio con servicio de delivery en Zona Oeste
Remis
Charters y combis del oeste
Hospitales
Bomberos
Farmacias de turno
Policia




Acronix - Diseño Gráfico

Eddy Lobato y el coro Vox Spei: “tarde o temprano vas a cantar”

Publicado: 14/10/2015


El coro más representativo de Castelar y su directora cuentan a Castelar Digital cómo transformar las voces en música y hacerlas cantar durante más de 25 años. “

Voces, una a la par de la otra, al unísono, o no, casi sin la necesidad de instrumentos para crear una atmósfera sonora inigualable. Los coros llevan la percepción de los sonidos mucho más allá de las voces que componen la música interpretada. Castelar cuenta con músicos, de rock, folclore, artistas plásticos, cineastas, fotógrafos, y también con uno de los coros más reconocidos en la zona, el coro Vox Spei, dirigido por la vecina Eddy Lobato.

Con más de 27 años de historia, el coro, que nació bajo el nombre de Coro Dorrego, pero luego adoptó el actual, es un referente en la zona junto con el de Hurlingham, el de Ituzaingó y algunos coros representativos de escuelas de la zona. Eddy Lobato lo dirige desde su comienzo y ha logrado dejar su impronta en el trabajo de los coristas al momento de estar sobre el escenario.

La Misa Criolla en la Catedral de Buenos Aires y su presencia en los festejos por el cumpleaños de Castelar ya se han transformado en un clásico de los eventos en la región. También es común encontrarse con el Vox Spei en el encuentro Castelar Canta que, con la parroquia Nuestra Señora del Rosario de Pompeya de Castelar Sur como telón, todos los años reúne voces de vecinos y otros espectáculos.

Eddy Lobato vive a pocas cuadras de la estación de Castelar hacia el lado Sur. Jubilada como docente dedica sus días a la música y a hacer crecer al Vox Spei. Pero su vínculo con las armonías, los tiempos y los ritmos, nació durante su infancia y junto al piano. Una afección pulmonar la llevó a trasladarse a la llamada ‘Córdoba Chica’, el sobre nombre dado a Castelar en sus primero años como pueblo. “Primero viví en Capital. Debajo de mi casa había una profesora de piano y a mi papá le gustaba la música. Cuando yo tenía cinco años, y venía su cumpleaños, mi mamá me mandó a aprender piano para regalarle a mi papá una canción. Cuando mi papá vino del trabajo el día de su cumpleaños, lo hicieron pasar y le toqué a cuatro manos la obra Felicidad Infantil. Imaginate, mi papá murió de amor! Tengo todavía la partitura en mi casa, es a cuatro manos porque lo tocaba con la profesora. Hice piano un año más y nos vinimos a Castelar. Yo era muy proclive a los resfríos, así que me mandaron a la Córdoba Chica. Estudié en el Colegio Sofía Bunge, porque era el único que tenía micro. En el colegio tenían piano, entonces ahí comencé a estudiar piano, pero claro me sacaban el tiempo de recreo y no me gustaba nada. Entonces hacia desaparecer los libros y como no estaban yo me iba a jugar… los metía adentro del piano… yo tenía 7 años, te imaginas”, rememoró Eddy Lobato ante las consultas de Castelar Digital.

“Luego se instalo en la esquina de mi casa una chica que se estaba por recibir en el Conservatorio Nacional y con ella seguí estudiando. Le debo mucho. Con ella empecé a dar exámenes y me enseño muy bien, yo no tenía piano así que ella me prestaba. Eso hasta los 14 años… tenía facilidad con el piano, de interpretación. Era media vaga, pero estudiaba. Mis profesoras querían que entrara al Conservatorio Nacional, pero en ese momento se enfermo mi papa y falleció y se me cortó todo el tema”, rememoró la vecina.

Castelar era distinto. Durante las décadas del 40 y del 50 había pocas casas y ningún edificio; pocas calles asfaltadas y lagunas. Accidentes geográficos hoy inimaginables para los vecinos de la ciudad, las lagunas, bañados y reservorios de agua en la zona eran varios. “Mi infancia en Castelar fue muy feliz. Salíamos a la tarde, a la puerta con mi abuela, en las sillitas en la vereda, jugábamos entre vecinos, podíamos jugar. Cuando llovía se hacían globitos ahora las tormentas son diferentes. Hacíamos barquitos y chapoteábamos, hacíamos paseos en bicicletas. Las calles eran todo barro. Me acuerdo cuando atrás de Zeballos había una laguna y se remato. Castelar llegaba a Becquer y Zeballos, ahí terminaba, después era campo y árboles por todos lados. Teníamos el aeropuerto internacional, con cuatrimotores, después se fueron a Ezeiza. Me acuerdo de los Gloster que venían en picada y subían”, describió Lobato.

Vox Spei

Dejando atrás la niñez, Eddy debió también dejar de lado el piano y la música. Siguió estudiando, se recibió de maestra y ejerció en varias escuelas de la zona. Recuerda aquellos momentos como “caminando de aquí para allá haciendo suplencias”. Empero, la música la volvió a encontrar de la mano de una vecina que sorpresivamente le pidió un favor. “un día una vecina me vino a buscar para la misa de pascuas de la iglesia de Castelar. Ahí empecé, se formó un pequeño coro, como sabía música lo dirigí. Después vino el padre Otelo y se hizo cargo del coro. Ahí estuvimos como 10 años. A mi me tocaba enseñar las partes por separado y ahí empecé a adquirir experiencia. Después se formó otro coro de cámara con Carlos Lara Bareiro, él había estudiado en el Conservatorio de Brasil y era fundador de la Orquesta Nacional del Paraguay y nosotros lo tuvimos como director de coro. Él me enseño de armonías. Después hice cursos, porque no existía la carrera de dirección coral, tuve buenos directores y buenos maestros. El coro de Castelar se terminó y pasé a formar parte de uno de Ituzaingo”.

Tras un coro de niños y otros proyectos musicales, Eddy Lobato llegó al Colegio Dorrego de Morón. Una convocatoria de padres y vecinos de este colegio nacional buscaba encontrar una actividad cultural paralela a las deportivas que se brindaban en la zona. “Querían hacer algo que no fuera papi fútbol, entonces se formó el coro del Dorrego con la ayuda de la cooperadora. Después de un tiempo nos fuimos del colegio y pasamos al Casal Catalán, con la condición de hacer obras en catalán, teníamos un buen repertorio, pero llegó el 2000”. La crisis económica golpeó al grupo y a la comunidad del centro Catalán donde funcionaba. El coro volvió a la patria chica, se reformuló en la Sociedad Fomento de Castelar. Allí, desde hace más de diez años es que el coro adopta el nombre que lo identifica: “Se llama Vox Spei, significa ‘Voz de esperanza’”.

Con su lugar ganado en todo evento y festival que se realice en Castelar, tienen una pieza clásica que los identifica, la Misa Criolla de Ariel Ramírez. Su elección fue casi azarosa pero le permitió llegar hasta el corazón de Buenos Aires. “Conocí un señor amante de la música, cantante lírico, y un día fui a hablar con él, quería salir del circuito de hacer concierto por la zona y él me propuso la Misa Criolla… y yo dije que si! Fue un concierto inolvidable, fue en la Catedral Metropolitana, que tenía puestos los parlantes hacia fuera y empezó a entrar gente. ¡Nunca estuvo tan llena! A raíz de eso una vuelta íbamos a cantar en Parque Centenario y se nos ocurrió cantarla en la puerta de la iglesia. Eso se fue agrandando, a la municipalidad le gusto y trajeron sillas y se fue haciendo un gran concierto. Se comento y se fue agrandando. Ahora es un clásico, la gente me pregunta cuando cantan la Misa Criolla”, destacó Eddy Lobato.

Multifacética, Eddy también probó con la pintura y las artes plásticas, en su casa se exponen algunos de sus cuadros. Y también dedicó parte de su tiempo a la astronomía: “Me gusta desde chica. Acá se veía toda la vía láctea. Siempre me llamo la atención y miraba el cielo, siempre fantaseé con Julio Verne. Un día me enteré que había un observatorio en San Miguel y fui con una compañera del coro y me explicaron todo. Fui varias veces y quedé conectada con gente de ahí. Es un observatorio solar que opera la Fuerza Aérea. Tengo dos telescopios, uno de mesa y uno más grande. Me encanta. Y hasta he visto los visitantes, que tenemos, que son un hecho. Están y hay comunicación”, disparó Eddy y se largó a reír.

Su futuro va de la mano con el coro de Castelar. El Vox Spei tiene fechas para presentarse en varios escenarios de la región a lo largo de lo que queda del año. Empero Eddy espera que surjan más y nuevas propuestas: “Quiero que Castelar mueva los pies. Pienso que ahora los domingos hace frío y esta todo peligroso. Pero algo me voy a inventar, en el fondo el año que viene quiero hacer algo mezclado. Coros, guitarras, coros de la tercera edad, seguir con Castelar Canta que ya lleva 15 años, seguir cantando”.

La nota va llegando a su final, quedan de lado las preguntas netamente periodísticas para hablar del barrio, de anécdotas y de visiones propias sobre la ciudad. Sin embargo el coro y la música están siempre presentes. El Vox Spei y la voz de Eddy contando su historia van de la mano. “Estoy jubilada, trabajé durante toda mi vida, quieta no puedo estar y me gusta la música, los coros, no es fácil. Entra gente que no sabe nada de música pero no es un repertorio fácil. La llevaría mejor si buscara a los perfectos pero para eso no lo hago. El programa es muy difícil siempre… pero no sé cómo lo hago, tengo una habilidad… en algún momento te hago cantar”, finalizó Eddy Lobato.

Fotos: Gabriel Colonna

lecturas me gusta no me gusta Imprimir Recomendar

3153

0

0

580

0







Cometarios de nuestros lectores

Registrate! y dejanos aquí tus comentarios, opiniones y anécdotas en relación a las notas publicadas.


Libro de Visitas
 



 

GAMA Fotografía
Notas de Castelar

La cultura se fusiona en Castelar

La cultura se fusiona en CastelarFusión dejó su precedente en Castelar y sorprendió con un espectáculo único donde artistas de diversas disciplinas integraron su arte en un clima donde la calidez, la amistad y el espíritu barrial fueron los protagonistas.

Juan Carlos Martínez: 2da parte

Juan Carlos Martínez: 2da parteLideró la cooperativa que le dio vida a la radio FM En Tránsito, y rejuveneció el periódico la Voz de Castelar, pero a la par de sus trabajos periodísticos dio rienda suelta a otra de sus vocaciones, la política.



Copyright © 2004 - 2016 Acronix Digital Solutions. Todos los derechos reservados.

Castelar, Castelar Digital, En Castelar, Castelar Nuestro Lugar, Mi Castelar, Castelar Hoy, Castelar Web, Oeste, Zona Oeste, Noticias de Castelar, Mi Castelar, Ituzaingó, Morón, Moron, Comercios, Guía, Guia Comercial, Empresas, Remis, Farmacias, Nuestro Lugar, Cercano Oeste, Oestiario, Castelar Bus, Castelar Magazzine, La ciudad de Castelar, Wikipedia Castelar, Partido de Morón, Facebook Castelar Digital